Colonoscopia

colonoscopía

La colonoscopia es un procedimiento de diagnóstico que utiliza un colonoscopio flexible de fibra óptica que se introduce en el recto para permitir el examen visual del revestimiento del intestino grueso (colon). Está indicada en pacientes con antecedentes de estreñimiento o diarrea, sangrado rectal persistente y dolor abdominal bajo cuando los resultados de la proctosigmoidoscopia y la prueba del enema de bario son negativos o no concluyentes.

La responsabilidad de la enfermera durante la colonoscopia abarca diferentes tareas para garantizar la seguridad del paciente antes, durante y después del procedimiento. También es responsabilidad de la enfermera preparar al paciente para la colonoscopia, obtener el consentimiento informado y calmar la ansiedad del paciente proporcionándole información sobre el procedimiento.

Además de asistir al médico durante la colonoscopia, otra tarea esencial de la enfermera es garantizar la seguridad del paciente cuando se reprocesa el colonoscopio. La limpieza, desinfección y esterilización adecuadas del equipo es un paso importante para evitar la transmisión de infecciones de un paciente a otro. Un reprocesamiento adecuado implica limpiar el tubo del colonoscopio con un paño sin pelusas empapado con una solución detergente, y luego llevarlo a una sala de reprocesamiento estéril para una limpieza meticulosa, una prueba de fugas, un examen visual y una esterilización.

Esta guía de estudio puede ayudar al personal de enfermería a comprender sus tareas y responsabilidades durante la colonoscopia.

Indicación de la colonoscopia

La colonoscopia está indicada por varias razones, entre ellas

ANUNCIOS

  • Cribado de cáncer de colon y recto
  • Detectar y evaluar la enfermedad inflamatoria y ulcerosa del intestino
  • Localizar el origen de la hemorragia digestiva baja y realizar la hemostasia por coagulación
  • Determinar la causa de los trastornos del tracto gastrointestinal inferior, especialmente cuando los resultados de la bario y la proctosigmoidoscopia no son concluyentes
  • Ayudar a diagnosticar estenosis colónicas y lesiones benignas o malignas
  • Evaluar el colon en el postoperatorio para detectar la reaparición de pólipos y lesiones malignas
  • Investigar la anemia ferropénica de origen desconocido
  • Eliminar los pólipos del colon
  • Eliminar objetos extraños y estenosis esclerosantes con láser

Contraindicaciones

Este procedimiento está contraindicado para:

  • Mujeres embarazadas cerca del término
  • Pacientes con trastornos hemorrágicos
  • Pacientes que han tenido un infarto agudo de miocardio o una cirugía abdominal recientes
  • Pacientes con enfermedad intestinal isquémica, diverticulitis aguda, peritonitis, colitis granulomatosa fulminante, víscera perforada o colitis ulcerosa fulminante: En estos casos o con fines de cribado, la colonoscopia virtual puede ayudar a visualizar los pólipos antes de que sean preocupantes.

Procedimiento

Los pasos para la colonoscopia se realizan de la siguiente manera:

  1. El paciente se coloca sobre su lado izquierdo con las rodillas flexionadas y tapadas.
  2. Se obtienen las constantes vitales de referencia. Las constantes vitales se controlan durante todo el procedimiento. Si el paciente tiene una enfermedad cardíaca conocida, debe establecerse una monitorización electrocardiográfica continua. Es aconsejable la oximetría de pulso continua o periódica, especialmente en el paciente de alto riesgo con posible depresión respiratoria secundaria a la sedación, que puede administrarse.
  3. Se indica al paciente que respire profunda y lentamente por la boca mientras el profesional palpa la mucosa del ano y del recto e introduce, bajo visión directa, el colonoscopio lubricado a través del ano del paciente hasta el colon sigmoide.
  4. Se insufla una pequeña cantidad de aire para localizar la luz del intestino, y luego se hace avanzar el endoscopio a través del recto.
  5. Cuando el instrumento llega a la unión sigmoidea descendente, se ayuda al paciente a adoptar una posición supina para facilitar el avance del endoscopio, si es necesario. Después de pasar la flexión esplénica, el endoscopio avanza por el colon transverso, a través de la flexión hepática, y hacia el colon ascendente y el ciego.
  6. Se puede utilizar la palpación abdominal o la fluoroscopia para ayudar a guiar el colonoscopio a través del intestino grueso.
  7. Se puede utilizar la succión para eliminar la sangre y las secreciones que oscurecen la visión.
  8. Se pueden pasar pinzas de biopsia o un cepillo de citología a través del colonoscopio para obtener muestras para el examen histológico o citológico; se puede utilizar un asa de electrocauterio para eliminar los pólipos.
  9. Si el médico extrae una muestra de tejido, se coloca inmediatamente en un frasco de muestras que contiene formol al 10%; los frotis citológicos se colocan inmediatamente en un frasco Coplin que contiene alcohol etílico al 95%. Las muestras se envían inmediatamente al laboratorio.

Factores de interferencia

Estos son factores que pueden afectar al resultado de la colonoscopia:

  • Preparación intestinal insuficiente o no restringir la ingesta de alimentos antes del procedimiento
  • Retención de bario en el intestino por un procedimiento diagnóstico anterior
  • Incapacidad del paciente para tolerar la introducción o retención de bario, aire o ambos en el intestino
  • Fijación del colon sigmoide debido a una enfermedad inflamatoria del intestino, cirugía o radioterapia que puede dificultar el paso del colonoscopio
  • Sangre de hemorragia colónica aguda que puede interferir con la visualización
  • Espasmos del colon que pueden imitar los signos radiográficos del cáncer

Responsabilidades de enfermería

A continuación se exponen las intervenciones de enfermería y las consideraciones de los cuidados de enfermería para el paciente:

Antes del procedimiento

A continuación se detallan las intervenciones de enfermería previas a la colonoscopia:

  • Consiga un consentimiento informado. Asegúrese de que el paciente o una persona importante haya firmado un formulario de consentimiento informado.
  • Obtenga una historia clínica del paciente. Compruebe las alergias, los antecedentes de hemorragias, los medicamentos y la información pertinente a la dolencia actual.
  • Proporcione información sobre el procedimiento. Explique al paciente que la colonoscopia permite examinar el revestimiento del intestino grueso. Describa el procedimiento y diga al paciente quién lo realizará y dónde tendrá lugar.
  • Asegúrese de que el paciente ha cumplido con la preparación del intestino. Explique que el intestino grueso debe estar bien limpio para que sea claramente visible. Para ello, dígale al paciente que debe mantener una dieta de líquidos claros de 24 a 48 horas antes de la prueba, que no debe tomar nada por vía oral después de la medianoche del día anterior y que debe tomar un laxante, según se le indique, o un galón de solución GoLYTELY por la noche (bebiendo las soluciones frías a razón de 236,6 ml [8 onzas] cada 10 minutos hasta consumir todo el galón).
  • Establezca una vía intravenosa. Informar al paciente de que se le colocará una vía intravenosa y se le administrará un sedante antes del procedimiento. Dado que se administrará un sedante, aconseje al paciente que se encargue de que alguien le lleve a casa después del procedimiento.
  • Tranquilice al paciente. Asegure al paciente que el colonoscopio está bien lubricado para facilitar su inserción, que al principio se siente frío y que puede sentir ganas de defecar cuando se inserta y avanza.
  • Explique al paciente que se puede introducir aire a través del colonoscopio. Esto se hace para distender la pared intestinal y facilitar la visualización del revestimiento y el avance del instrumento. Dígale que el flato normalmente se escapa alrededor del instrumento debido a la insuflación de aire y que no debe intentar controlarlo.
  • Indique al paciente que vacíe la vejiga antes del procedimiento. Es más cómodo que el paciente vacíe inmediatamente antes del procedimiento y que se ponga la bata y el cubrepiés que se le ha proporcionado.
  • Indique al paciente que se quite todos los objetos metálicos de la zona a examinar. Los objetos metálicos, como las joyas, dentro de la zona de exploración pueden alterar la visualización de los órganos y provocar imágenes poco claras.
  • Indique al paciente que coopere y siga las instrucciones. Indique al paciente que permanezca quieto durante el procedimiento porque el movimiento genera resultados poco fiables.

Durante el procedimiento

A continuación se detallan las intervenciones de enfermería durante la colonoscopia:

  • Ayude a colocar al paciente según sea necesario. Coloque al paciente en la mesa de exploración en posición de decúbito lateral izquierdo con una sábana sobre el cuerpo.
  • Administrar los medicamentos según lo ordenado. Se administrarán analgésicos y sedantes para reducir las molestias y favorecer la relajación.
  • Indique al paciente que se agache. Se aconseja agacharse como si se tratara de una evacuación intestinal mientras se introduce la sonda de fibra óptica a través del recto.
  • Cambiar la posición del paciente. Cuando el endoscopio avanza por el sigmoide. La posición del paciente se cambia a supina para permitir el paso al colon transverso. Se insufla aire a través de la sonda durante el paso para ayudar a la visualización.
  • Anime al paciente a respirar lenta y profundamente. Indique al paciente que respire profundamente para facilitar el movimiento del endoscopio a través del colon ascendente hasta el ciego y la porción terminal del íleon.

Después del procedimiento

La enfermera debe tener en cuenta las siguientes intervenciones de enfermería tras la colonoscopia:

  • Observe atentamente al paciente para detectar signos de perforación intestinal. Los signos de perforación intestinal, como el dolor abdominal intenso, las náuseas, los vómitos, la fiebre y los escalofríos, deben comunicarse inmediatamente.
  • Obtenga y registre los signos vitales del paciente. Controlar las constantes vitales y el estado neurológico cada 15 minutos durante 1 hora, y luego cada 2 horas durante 4 horas, o según se ordene. Evaluar la temperatura cada 4 horas durante 24 horas.
  • Indique al paciente que reanude la dieta, los líquidos y la actividad habituales, tal y como le haya aconsejado el profesional. Una vez que el paciente se haya recuperado de la sedación, permítale reanudar su dieta y actividad habituales, a menos que el facultativo ordene lo contrario.
  • Proporcionar privacidad mientras el paciente descansa después del procedimiento. Informar de que el paciente puede expulsar grandes cantidades de flatos después de la insuflación.
  • Vigile cualquier sangrado rectal. Si se ha extirpado un pólipo, se espera una hemorragia rectal mínima durante 2 días, pero un aumento del sangrado debe notificarse inmediatamente.
  • Fomentar el aumento de la ingesta de líquidos. Deben administrarse líquidos para reponer los perdidos durante la preparación del procedimiento.

Resultados normales

Los hallazgos normales de la colonoscopia mostrarán un:

  • Mucosa del intestino grueso más allá del colon sigmoide, de color naranja claro, marcada por pliegues semilunares y fosas tubulares profundas.
  • Vasos sanguíneos visibles bajo la mucosa intestinal, que brillan por las secreciones mucosas.

Resultados anormales

Los hallazgos anormales de la colonoscopia pueden revelar:

  • Lesiones benignas o malignas
  • Inflamación y ulceración intestinal
  • Colitis granulomatosa o ulcerosa
  • Pólipos colónicos
  • Enfermedad de Crohn
  • Enfermedad diverticular o sitio de hemorragia digestiva baja.
  • Hemorroides
  • Proctitis
  • Tumores
  • Anomalías vasculares

Galería

Imágenes relacionadas con la colonoscopia:

imagen colonoscopía

Videocolonoscopio de rigidez variable
Videocolonoscopio de rigidez variable – Imagen vía Wikipedia

Referencias

Recursos y referencias adicionales para la guía de estudio de la colonoscopia: